Blog de Vulco

Cinco propósitos para conducir mejor este año

Con el comienzo del año, quien más, quien menos, se propone variar algunos hábitos para conseguir algún objetivo. Puede ser ganar en salud, en habilidades o incluso en recursos económicos. Así que, ¿por qué no te planteas mejorar tu manera de conducir? Aquí encontrarás algunos propósitos que te puedes plantear:

- Conduciré con más suavidad: no solo ganarás en seguridad. Además, alargarás la vida útil de tu vehículo. Al fin y al cabo, la conducción brusca desgasta elementos como los frenos. Además, circular a acelerones provoca un mayor consumo de combustible, por lo que tu bolsillo lo agradecerá. Por no hablar de tu paz mental.

- Levantaré la mano de la palanca de cambios: apoyar tu mano en la palanca del cambio de marchas puede estropear los engranajes y provocar una avería. Es un gesto sencillo que también te puede ahorrar dinero.

- Repasaré si lo tengo todo antes de viajar: hay una serie de elementos que conviene que lleves de viaje. Por ejemplo, si no cuentas con neumáticos de invierno, no está de más que lleves unas cadenas adecuadas para tu vehículo, ya que la nieve puede aparecer en el momento más insospechado. También es conveniente llevar fluidos como refrigerante o aceite por si necesitas rellenar los niveles. Todo ello, junto a los imprescindibles como los triángulos de seguridad, las lámparas de repuesto o los chalecos.

- Revisaré el estado de los neumáticos con frecuencia: circular con neumáticos a una presión adecuada y en buen estado es importante para reducir el consumo del vehículo y aumentar la seguridad vial. Repasa de vez en cuando si tienen cortes o deformaciones, así como la profundidad de la banda de rodadura y la presión que llevan.

- Respetaré los límites de velocidad: por tentadora que parezca una recta o un tramo con poco tráfico, las señales están para algo. Los límites de velocidad no son un capricho ni una excusa para multarte: se establecen para evitar todo tipo de peligros, incluso algunos de los que puede que no seas consciente, como la proximidad de un cruce tras un cambio de rasante o la posible presencia de animales o peatones en la calzada. 

Vulco es el médico de cabecera de tu vehículo. Encuentra aquí tu taller Vulco más cercano.

Archivo