Vulco Blog

Con cuatro trucos puedes aliviar la alergia al volante

¿Sabías que un alérgico puede llegar a estornudar más de 10 veces seguidas? Teniendo en cuenta que durante el estornudo es imposible mantener los ojos abiertos, la suma de tantos estornudos se convierte en segundos vitales en los que el conductor retira la vista de la carretera. Además, los alérgicos deben tener en cuenta que la medicación a base de antihistamínicos provoca somnolencia.

Aquí te dejamos cuatro trucos para aliviar los síntomas de la alergia al volante:

1. Llevar siempre gafas de sol.

Úsalas incluso en los días menos soleados. Las personas alérgicas son más sensibles a la luz y las gafas de sol reducen la sensación de picor y lagrimeo en los ojos.

2. Evitar conducir entre el amanecer y el anochecer.

En las primeras y las últimas horas del día la concentración de polen es mayor.

3. Lleva siempre las ventanillas cerradas.

Así evitarás que entren las partículas al interior. También debes extremar la limpieza del habitáculo, especialmente si tienes mascotas.

4. Usa un filtro especial.

El filtro del aire es tu mejor aliado pero mejorar su eficacia cambiando el convencional por uno especial para polenes. Se comercializan bajo las siglas HEPA (High Efficiency Particle Arrester).

Vulco es el médico de cabecera de tu vehículo. Encuentra aquí tu taller Vulco más cercano.


Archivo