Consejos para proteger el coche si aparcas en la calle

¿Sueles aparcar tu coche en la calle? Aunque en verano suele hacer buen tiempo, lo cierto es que el sol también puede dañar el vehículo. No está de más que sigas ciertos consejos para protegerlo.

- Evita aparcar al sol: no siempre es fácil encontrar sombra, pero debes intentarlo para evitar que el sol dañe la pintura del vehículo. Siempre puedes tener en cuenta la trayectoria del sol para que, al menos durante unas horas, tu coche disfrute de cierta sombra.

- Los árboles no siempre son una buena idea: dan sombra, pero también pueden albergar pájaros que dañarán la carrocería con sus excrementos. Incluso pueden soltar resina que quedará adherida a la carrocería. Si no has podido evitarlo, también puedes actuar lo antes posible para eliminarlos.

- Usa parasoles y fundas protectoras: te ayudarán a evitar los estragos de las altas temperaturas sobre los elementos de plástico del habitáculo. También ayudarán a conseguir una temperatura adecuada en el interior lo antes posible cuando vayas a conducir.

- Limpia el coche periódicamente: eliminarás la suciedad que puede llegar a rayar la carrocería y podrás evitar que materiales como el cuero o el vinilo se degraden rápido. Existen incluso ceras con efecto absorbente de rayos ultravioletas para proteger la pintura de sus efectos.

- Revisa el estado de los elementos de tu coche que pueden sufrir con el calor: algunos ejemplos son la batería, el limpiaparabrisas o los neumáticos. También debes comprobar los niveles de líquidos como refrigerante, lubricante o líquido de frenos.

Vulco es el médico de cabecera de tu vehículo. Encuentra aquí tu taller Vulco más cercano.

Fuente: La Vanguardia.


Buscar

Categorías

Archivo

Etiquetas