Estos son los líquidos que debes comprobar antes de viajar

Cuando hablamos de comprobar niveles en un vehículo, nos referimos en concreto a una serie de líquidos que ayudan al automóvil a funcionar correctamente. En realidad, existe una gran cantidad de fluidos que cumplen funciones muy distintas. Sin embargo, de cara a los largos desplazamientos del verano hay cinco que debes revisar especialmente:

- Aceite de motor: comprueba si el que tienes es suficiente y si necesitas cambiarlo próximamente. Si es así, no lo dejes: hazlo antes de un viaje largo para evitar problemas. Puedes consultar los intervalos de sustitución en el libro de mantenimiento de tu coche y acudir a tu taller de confianza si es necesario cambiar el lubricante.

- Líquido de frenos: este fluido, por su composición, absorbe mucha agua, por eso puede bajar su rendimiento. Cada dos años conviene revisarlo o incluso antes, para evitar que hierva y ponga en peligro la seguridad del vehículo.

- Gas refrigerante: este gas se va consumiendo con el paso del tiempo y puede perder potencia de refrigeración. Esto repercute en el funcionamiento del compresor, que puede sufrir daños graves por el sobreesfuerzo.

- Líquido limpiaparabrisas: asegúrate la máxima visibilidad en cualquier circunstancia comprobando el nivel de este fluido.

- Refrigerante: también conocido como anticongelante, su función es muy importante en verano, ya que mantiene la temperatura del motor en un rango óptimo de funcionamiento y evita calentones que pueden conducir a averías graves. Por eso conviene comprobarlo antes de viajar.

Vulco es el médico de cabecera de tu vehículo. Encuentra aquí tu taller Vulco más cercano.


Buscar

Categorías

Archivo

Etiquetas