Han inventado la fórmula para transformar agua en combustible

¡Se acabó la dependencia del petróleo! Audi ha conseguido un combustible muy similar a la gasolina al que ha llamado 'e-diesel' y que se obtiene de la mezcla de agua, hidrógeno y dióxido de carbono. Asegura que no deja ningún tipo de huella medioambiental porque el dióxido de carbono que se utiliza se obtiene del que ya está en circulación por la atmósfera y, al consumirse, emite la misma cantidad de CO2 que se utilizó para su creación.

La fórmula mágica que transforma el agua en gasolina comienza por separar el oxígeno y el hidrógeno que contiene el agua, para lo que los ingenieros de Audi utilizan procesos de eletrolisis a más 800 grados de temperatura. Después, el hidrógeno y el dióxido de carbono se transforman en reactores de síntesis, de los que resulta un hidrocarburo sintético denominado'crudo azul' que, en un último paso, es refinado para poder ser utilizado en los coches.

La primera en probar la viabilidad del combustible hecho a partir de agua ha sido la ministra de Educación alemana, que llenó el depósito de su coche oficial, un Audi A8 3.0 TDI, con 'e-diesel'. 

El nuevo combustible verde se fabrica en la planta que la marca de lo aros tiene en Dresden (Alemania). La única pega (porque dados sus componentes no debería ser caro) es que, de momento, no llegará a las gasolineras ya que Audi sólo podrá fabricar 3.000 litros en los próximos meses.

Vulco es el médico de cabecera de tu vehículo. Encuentra aquí tu taller Vulco más cercano.


Buscar

Categorías

Archivo

Etiquetas