Las multas más tontas que te pueden poner en verano

Hay multas que nos parecen muy tontas, pero detrás de todas ellas hay una razón de ser. Suele castigarse cualquier tipo de conducta que ponga en riesgo la seguridad vial y eso incluye muchas cosas que, a veces, ni siquiera sospechamos.

A continuación, verás algunas de las multas que te pueden imponer en verano sin que ni siquiera sepas que estás haciendo algo malo:

- Conducir con chanclas o descalzo: es de sentido común que esto no se debe hacer, ya que se puede perder el control de los pedales del vehículo fácilmente. No están tipificadas exactamente en el Código de Circulación, pero la DGT considera que “los conductores deberán estar en todo momento en condiciones de controlar sus vehículos…” y “están obligados a mantener su propia libertad de movimientos”. Por eso es mejor que te asegures de llevar el calzado adecuado, que te sujete el pie y no se pueda enganchar en los pedales. Si no lo haces, te pueden multas con 80 euros.

- Conducir sin camiseta: tampoco debes hacerlo, porque podrías sufrir quemaduras o rozaduras en caso de accidente por la acción del cinturón de seguridad o el airbag. Incluso el agente podría multarte si considera que esto incomoda la conducción por el contacto con el asiento, mermando la capacidad de movimientos, o incluso que puedes distraer a otros conductores. La sanción también es de 80 euros.

- Comer o beber al volante: cualquier distracción al volante puede suponer hasta 200 euros de multa y retirada de dos puntos del carnet de conducir. Siempre debes mantener tu libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención de manera permanente en la conducción, garantizando la seguridad vial.

- Sacar el brazo por la ventanilla (o el codo): esto también puede ser motivo de una sanción de hasta 80 euros. Así que mejor no lo hagas.

- Tirar un cigarrillo por la ventanilla: nunca debes hacer esto, pero menos aún en verano, cuando el riesgo de incendios se multiplica. Si te pillan, la multa será de 200 euros y además te costará cuatro puntos del carnet de conducir.

- No llevar el permiso de conducir: no es excusa que vayas a la playa con solo el bañador, la toalla y las llaves. Tienes que llevar siempre contigo el permiso de conducir cuando conduzcas. Si no lo tienes cuando te lo pida un agente, te multará con 10 euros. Si además no está en vigor porque no te has molestado en renovarlo, la sanción será de 200 euros.

- Llevar la matrícula sucia: mucho cuidado con el polvo y la suciedad acumulados en la matrícula de tu coche, porque si no es lo suficientemente visible, te podrán multar con 200 euros.

Vulco es el médico de cabecera de tu vehículo. Encuentra aquí tu taller Vulco más cercano.

Fuente: Autopista.

Foto: Austin Neil.


Buscar

Categorías

Archivo

Etiquetas